CRÍTICA CRÓNICA CONCIERTO AARON THOMAS Madrid 12/02/2010

Desafortunado en el juego, afortunado en amores. El viernes sufrí esta máxima. Me tocó una entrada gracias a la web amiga http://www.jenesaispop.com y me pusieron en lista de puerta, para una sola persona (febrero se ha convertido en mi mes del número impar, el 1 o el 3) del concierto que el australiano Aaron Thomas daba en la sala Soul Station de Madrid. Presentaba su nuevo largo “Made of Wood”, un álbum que sigue por la senda continuista que los elefantes dejaron en su primer disco (“Follow the Elephants”) pero que si bien es sencillamente más complejo que aquél primero, si peca de una mayor mediocridad en cuanto a temas directos y más urgentes. Es justo decir que el término mediocre puede resultar demasiado peyorativo para un trabajo de autor tan logrado como el que nos presentó el ex – boxeador.

El tipo tiene potencial, es guapo, tímido, toca bien la guitarra y canta muy bien. De hecho canta especialmente bien y ahí está la baza que nadie ha sabido sacar, tal vez ni el propio Thomas sea consciente de su torrente afinado de voz. Sin comulgar yo  (ni ser yo nada de eso) con este tipo de música que viaja entre el blues y el folk más descafeinado, cuando el señor Thomas enerva sus musculados brazos e hincha la vena carótida sí que consigue arrancar de mí un atisbo de emoción, pequeño, muy pequeño… que no estamos para festivales.

Seré sincero para no desvirtuar esta crítica lo más mínimo, por ser justo con el artista. El chaval es bueno en lo que hace, su música no es de mis preferidas, pero ese problema es mío, no suyo. Además esa tarde ni Aaron Thomas ni yo estábamos para muchos aplausos, él más desganado que las otras tres veces que le he visto sobre los escenarios y yo ahogaba torpemente mis penas a partes iguales entre el hombro de un amigo, que se fue antes de empezar la cantinela, y la cerveza medio vacía que sujeté durante todo el concierto.

Entre el público había muchas amantes femeninas de las camisas de franela lo que dio lugar al momento carcajada de la noche cuando un bollerón de manual recogía una cerveza para el mozalbete de Aaron a instancias de éste. Aaron tímidamente se lo agradeció con un “gracias maja” y la chica con dudosa feminidad le espetó a voz en grito “como me jode que me llamen maja en vez de guapa”…por algo será, digo yo. Aparte de la broma de esta chica, que resultaba realmente encantadora y que se volvía loca enseñando el CD a todo el personal allí asistente, lo que hacía preguntarme si se trataba de su representanta, lo que era obvio es que el público estaba más entregado que el propio Aaron, y fue más bien el público quien emocionó al artista, no el artista al público. No sentí en ningún momento que esa energía tuviera el feed back merecido.

El concierto terminó con muchos vítores y la sensación de que una vez más su estupenda corista Rebecca Lander le robaba protagonismo con solo mover un pie. Desde ya debería darse cuenta Aaron de que esta chica tiene que ocupar su merecido primer plano junto a él. Ella sí que es una artista como pocas. Ella sí que es la que debiera ser la reencarnación de alguien importante en la escena Indie patria….hay una persona que tal vez lea esta crítica crónica a la que le encanta Rebecca, pero él, tal vez, no sepa ni de quién hablo…

La velada terminó de una manera rocambolesca para mí, un rencuentro con un antiguo amante de una noche, una conversación que fue un error…y pronto a la cama que el finde iba a ser muy muy largo…en fin. Historias de este triste y feo mes de febrero, que supongo que algún día te podré contar. Al menos eso espero.

Rating: 6/10

Anuncios

15 comentarios

  1. A mi me trae muchos buenos recuerdos los conciertos de Aaron, siempre con una cerveza y muy atento a él, bueno más que a él, a Rebecca. Una vez, en un famoso festival de música internacional, vi a Rebecca haciendo coros, incluso tuve el placer de hablar con ella y decirle lo mucho que me gustaba, es cierto que no me la esperaba en aquel escenario, y me alegro el concierto. Los movimientos de Rebecca es lo que más me atrae, recomiendo que la veais.

  2. Pos gracias a este post empiezo a reconstruir sus andaduras sentimentales, ke da usted la información con cuentagotas. Si necesita un finde de olvidar y alejarse del madrileño ruido, ya sabe donde está el Planeta.

  3. La corista es la corista, es muy buena, pero no es Aaron. Losiento, no estoy de acuerdo. Es impresionante, compone todas las canciones y canta de puta madre. Si este tipo de musica no es tu preferido, no escribes nada por favor

    • Creo que no he sido nada despectivo. Al revés, creo haber recalcado que compone bien, toca bien y canta bien. ¿Qué hay de malo en ello? Y la corista será la corista, pero es una artista como la copa de un pino…por cierto Miguel, ese “no escribes nada por favor” suena a guiri…¿?

  4. pues si, vivo en estados unidos aunque mis padres son de aqui y he pasado un rato aqui. Pero cual es problema? entiendes de lo que estoy hablando o no? Si entiendes bien aunque no esta bien escrito, que es el objectivo quejar sobre la gramatica? He llevado un tiempo en Madrid y vi a Aaron un par de veces, no digo nada contra la corista, es buenisima. Pero, por favor, dar tanto atencion a ella y decir que se roba el protagonizmo yo lo veo un poco rediculo. Creo que Aaron merece un poco mas respeto de tu parte y que suenas como un chico sexista y celoso (puede ser que me equivoco) pero la critica esta llena de referencias a este tema. Es un cantautor con muy buenas letras, y por ser guiri,puedo entenderle bien y entender mejor que tu que talento es aunque en el caso de los comentarios te parece una debilidad.

  5. yo tambien soy guiri y a mi tambien me encanta la musica de Aaron. Desgraciadamente en este pais lo obvio siempre es lo mejor. Las letras y el timidez del signor Thomas son muy especial. Es indie de verdad, no el indie de aqui. Rebecca canta muy muy bien.Le vi tambien cantando en unos clubs con un DJ. Si tu crees que ella es indie….mejor que no escribas nada mas sobre la musica tio .

  6. Sus escritos no merecen ni la palabra “crítica” eso son palabras mayores que merecen los periodistas, no uno cualquiera, como usted, parece un blog rosa. Mira yo soy güiri (qué palabra tan despectiva por favor!) Me avergüenza ser española cuando leo cosas como estas. Usted deber´´ia trabajar en ana rosa quintana, sálvame o un programa de esos, le pega más. Deje las “críticas” musicales para la gent e que entienda y ame la música. Aaron es un gran compositor, tiene una voz sublime (quizá un lenguaje demasiado elevado para usted y no entiende, por cierto, sabe inglés?) sus letras son tan delicadas, su voz tiene tantos matices que no me extraña no la entienda y deba recurrir a la critica facil del contexto del concierto (A quien le importa si habia una fan espontánea y descarada?) señor, de verdad, dedíquese a otra cosa. Qué lástima que acabé leyendo su escrito, deporable es la palabra que mejor lo define.

    • !Pero si el comentario sobre la fan espontánea y descarada (yo de mayor quiero ser espontánea y descarada) es lo realmente sublime! Ahora me quedo con la duda si recomendar orfidal a alguien con personalidad múltiple es compatible…

    • no, yo no sé inglés y además no me gusta leer. Gracias por la comparación con Ana Rosa. Vuelva cuando quiera.

  7. A mi me tiene enamorada… Os dejo otra entrevista colgada en Rockola.fm:

    http://www.rockola.fm/artista/aaron-thomas/entrevistas

    Saludos!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: